Mantener el aire limpio es una cuestión vital en cualquier ambiente que podamos imaginar en el que se desarrolle una actividad industrial. Con el método tradicional, al extraer todo el aire contaminado al exterior, aumentamos los costes de calefacción y refrigeración del aire. Además, de esta manera estaremos contaminando exterior y perjudicando por consiguiente a otras personas y al medio ambiente.

Debido a esto, hemos añadido a nuestra sección de filtros un nuevo componente que supone la solución para la eliminación de humos y olores producidos por bares y restaurantes: el filtro electrostático, también llamado precipitador electrostático.

 

Filtro electrostático, qué es.

Los filtros electrostáticos son dispositivos que se adaptan a distintos sistemas de ventilación para depurar eficazmente el aire. El término “electrostático” se refiere al hecho de que las partículas con carga positiva que entran son atraídas por las superficies del filtro con carga negativa y viceversa, de este modo todas las partículas aéreas se adhieren como un imán al sistema de filtrado y quedan unidas a él hasta proceder a su limpieza.

Estos filtros ofrecen beneficios frente a otras tecnologías de purificación de aire, como la filtración HEPA, que requiere de filtros caros y puede convertirse en una gran producción de formas dañinas de bacteria.

 

¿Cómo funciona un filtro electrostático?

  1. El aire pasa por unos finos alambres. Al pasar, las partículas quedan ionizadas y con carga negativa.
  2. A continuación, estas partículas llegan a las láminas con carga positiva, por lo que se atraen y dichas partículas quedan atrapadas.
  3. Una fuente de alto voltaje mueve los electrones de las placas a los alambres generando entre ellos una diferencia de potencial de varios miles de voltios.

Al entrar en contacto las partículas con las láminas, estas últimas quedan con carga positiva, permitiendo que siga atrayendo más partículas del aire. Este proceso permite que funcionen correctamente durante muchos años.

 

Ventajas

  • Eficacia alta y constante.
  • Alta capacidad de acumulación. Permite la captación tanto de contaminantes sólidos como líquidos (humos, aerosoles, aceites, polvo…).
  • Bajo coste de mantenimiento.
  • Ahorro energético.

 

Nuestra gama

Podrá encontrar los siguientes productos en la página 34 de nuestra tarifa de precios 2019:

  • Filtros electrostáticos industriales y semi-industriales con y sin ventilador centrífugo.
  • Filtros de agua: Disminuye la temperatura del aire de extracción, permitiendo una mayor eficacia de los filtros electrostáticos y de los de absorción de olores. Elimina las partículas de grasa.
  • Módulo de carbón activo: Neutraliza los olores y absorbe gases y vapores.

 

filtros electrostáticos

 

No dude en contactar con nosotros para más información.